Una deuda pendiente supone preocupación para quien debe hacer frente a la misma, sobre todo, cuando la fecha de vencimiento se acerca o ya ha pasado. Parece que el deudor está desprotegido desde el mismo momento en el que existe una deuda impagada, y que a partir de ese momento solo queda esperar a que el acreedor tome acciones, legales o no tan legales, para reclamar el pago de la deuda.

Sin embargo, existe algunas alternativas para quien tiene una deuda pendiente, exigible y vencida, como el reconocimiento de deuda. Saber qué es el reconocimiento de deuda y cuál es su importancia puede ser interesante para el deudor.

Documento de reconocimiento de deuda

El reconocimiento de deuda es un documento redactado de forma unilateral por el deudor, el cual reconoce de forma voluntaria la existencia de una deuda existente y no saldada a un determinado acreedor, en este documento se incluyen:

  1. Datos identificativos del deudor o deudores.
  2. Datos identificativos del acreedor, tanto si es persona física como si se trata de persona jurídica
  3. Reconocimiento de deuda existente, indicando la cantidad debida, incluyendo intereses y gastos de demora si los hubiera.
  4. Indicación de los conceptos en base a los que se contrajo la deuda.
  5. Forma y fecha de pago de la fecha.

Junto con estos datos es posible incluir cláusulas con las disposiciones legales que el acreedor podría tomar si cuanto se expresa en el acto no fuera cumplido por el deudor en la fecha indicada en el acta.

El documento de reconocimiento de deuda, de que deben hacerse dos copias,  debe incluir la firma del deudor en ambas. Una de las copias será para el deudor, la otra deberá ser enviada por correo al acreedor, se aconseja además que se utilicen fórmulas que certifiquen la recepción y aceptación, como las cartas certificadas o cartas con acuse de recibo. Aquí puedes descargar un modelo válido de reconocimiento de deuda :

Modelo de documento de reconocimiento de deuda >>>

 

Por qué es tan importante saber qué es el reconocimiento de deuda

Conocer qué es el reconocimiento de deuda es importante ya que es un tipo de acto que ofrece una cierta tranquilidad y protección al deudor frente a reclamaciones y siempre que cumpla cuanto indica y firma en el documento. Aunque no se trate de un contrato, sí que ofrece ciertas ventajas a quien debe hacer frente a una deuda:

  1. No es un contrato, pero está reconocido como documento de deuda.

Es cierto que no tiene regulación específica dentro del Código Civil, sin embargo, está reconocida su jurisprudencia, hasta no hace mucho era un acto de uso común y, además, muestra una clara intención de cumplir el pago de una cantidad de dinero que el deudor reconoce haber contraído.

2. Aunque no es una obligación que el acreedor lo acepte, si no muestra disconformidad explícita, tiene validez

La simple recepción del documento no es suficiente para que el acreedor acepte el acta de reconocimiento de deuda pudiendo reconocer su disconformidad en el momento de la recepción de la comunicación mediante un documento escrito; sin embargo, si no realiza estas acciones se entenderá una conformidad tácita.

3. En el caso de no existir disconformidad, el acreedor no puede reclamar la cantidad hasta la expiración de la fecha indicada en el reconocimiento de deuda

La conformidad tácita implica además el reconocimiento de la deuda hasta la fecha indicada en el documento y, por lo tanto, no podrá emprender acciones legales  hasta que se cumpla la fecha del reconocimiento de deuda. El acta de reconocimiento es un documento que prueba que existe una deuda y cuyo reconocimiento parte del propio deudor que, además, se compromete a cumplir cuanto aparece recogido en este.